¿Dónde se cometen más infracciones penales?

Cataluña, Madrid, Valencia, Ceuta, Melilla y las Islas Baleares se encuentran por encima de la media nacional. Francisco Canals, periodista especializado en sucesos nos explica dónde y porqué se delinque más en España

Siempre se ha dicho que la comisión de un delito es una mala práctica universal: afecta a todas las clases sociales; a personas de toda raza, índole o nacionalidad. Pero ¿se delinque más en un lugar que otro? El Anuario Estadístico de Criminalidad del Ministerio del Interior arroja datos de gran interés: durante los últimos 12 meses se registraron un total de 2.035.625 infracciones penales con una tasa de criminalidad de 43,7 delitos y/o faltas por cada 1.000 habitantes una de las más bajas de Europa (un 2,7% menos que el año anterior). España es, por tanto, un país en el que relativamente “se delinque poco” y en el que durante el último periodo se practicaron 380.244 detenciones.

Por CCAA las infracciones penales por cada 1000 habitantes son: Islas Baleares (60,4), Ceuta (58,9), Melilla (57,2), Madrid (56,7), Cataluña (55,3), Valencia (47,1), Canarias (42,6), Andalucía (40,1), País Vasco (39,1), Navarra (37,4), Murcia (36,4), Castilla-La Mancha (32,5), Castilla y León (30,1), Aragón (29,1), Cantabria (28,6), Galicia (28), La Rioja (26,9), Asturias (25,7) y Extremadura (24,9).

Las regiones ubicadas a lo largo del litoral sur y sureste español concentran un mayor número de delitos, afirma Francisco Canals (periodista especializado en sucesos). Llama la atención el fenómeno de concentración en grandes núcleos urbanos como Barcelona o Madrid y las bajas tasas en las comunidades del interior y la región norte las cuales se ubican (en su mayoría) en la parte más baja del ranking. En la distribución territorial de las infracciones intervienen múltiples motivos coyunturales tales como la cultura y tradición delictiva de cada región; el fenómeno del turismo estacional; la riqueza propia de cada comunidad (el 77% de los delitos son contra el patrimonio), etc…

Los delitos contra el tráfico vial son extensibles a todas las provincias españolas, aunque no ocurre lo mismo con otros tipos de delitos como los robos con violencia, los homicidios o los asesinatos. Los delitos relativos a hurtos representan un 35,1%; los robos con violencia un 3,2% y los delitos contra el patrimonio un 77,3% del total. La tasa de delitos en nuestro país es de un 27% inferior al promedio europeo, sin embargo la tasa de encarcelamiento es la 2ª más alta de Europa.

Francisco Canals (periodista sucesos) Tels 913804419 – 677028639